liposucción laser

¿Cómo vas a bajar de peso después de Navidades?

Han terminado las Navidades y una buena forma de perder grasa es someterte a una liposucción laser.

¿Qué es la liposucción laser y la lipoescultura?

Se trata de técnicas para eliminar el exceso de grasa corporal y remodelar la figura de forma rápida, segura y permanente.

Se aplican normalmente en diferentes partes del cuerpo.

Las zonas más habituales son: abdomen, flancos, muslos, caderas, rodillas, brazos… Y se practican en hombres y mujeres.

La lipoescultura permite reducir volumen al disminuir las células grasas.

Si mantienes unos buenos hábitos de vida saludable, tras la intervención, el resultado será permanente.

La lipoescultura consiste en el modelado de la silueta mediante la corrección de los depósitos localizados de grasa.

En la mujer tratamos de dar formas redondeadas y curvas, mientras en el hombre es al contrario.

Objetivos de la lipoescultura

Modelado de las formas

Se trata de pasar de una cadera cuadrada a una más redondeada, logrando mayor longitud óptica de la pierna.

Pérdida de volumen

Gracias a la liposucción laser de los acúmulos de grasa los diámetros de muslo y cintura se pueden reducir considerablemente.

Pérdida de peso

Eliminando la grasa lograremos una pérdida de peso.

Terminada la liposucción la piel debe adaptarse a la nueva estructura del cuerpo.

Si aplicamos la técnica adecuada, usamos correctamente las medidas de presoterapia y seguimos las indicaciones el resultado será el buscado.

La liposucción laser o la lipoescultura se realizan en quirófano, con anestesia local o sedación y de forma ambulatoria.

¿En qué consiste la operación?

La liposucción tiene una técnica muy especializada.

Se realizará en posición anatómica, para que el cirujano pueda mover al paciente y valorar los contornos.

Es una técnica tumescente (infiltración previa de líquidos) y se aspira la capa más superficial de la piel.

Esta técnica permite aprovechar las capacidades retráctiles de la piel.

¿la grasa puede volver a salir?

Las células de grasa son constantes, no aumentan en número.

Por lo tanto, al engordar, esas células aumentan de tamaño y disminuyen al adelgazar.

En zonas especiales de nuestro cuerpo la grasa aparece de forma específica (cartucheras y caderas en la mujer, flancos y abdomen en el hombre).

Se trata de un aspecto hormonal y genético: al engordar esas zonas son las primeras en coger grasa y las últimas en soltarla al adelgazar.

En conclusión hay mucha gente que quiere eliminar esa grasa aunque tengan un peso correcto.

Al realizar una lipoescultura no sólo se elimina la grasa sino también las células responsables.

Por eso disminuye el almacén de esa zona.

En definitiva si en el futuro coges peso, esta zona tendrá menor sensibilidad para la grasa.

Resultados

El tiempo de recuperación siempre es variable.

Depende de las personas, de la actividad postoperatorio y la actividad de fisioterapia realizada.

Los resultados pueden empezar a valorarse a partir del primer mes.

Así que el resultado definitivo lo tendremos entre 3 y 6 meses.

En pantorrillas y tobillos deberemos esperar un año.